Wine Lovers

Los sulfitos en el vino

Uno de los grandes temas de conversación y debate en torno a una copa de vino, suele ser el de los sulfitos.

La verdad es que es una palabra que puede causar rechazo, ya que cuando pensamos en un vino, pensamos en algo natural que viene de la tierra, y se transforma de también de manera natural de uva a vino.

No olvidemos que muchos de los alimentos que consumimos llevan sulfitos, es una manera de protegerlos frente a las bacterias y conservarlos, siempre dentro de unas dosis sanitarias establecidas.

Bien, entremos en materia.

Para empezar, os diré que ningún vino está exento de contener sulfitos, ya que de forma natural se producen durante la fermentación, la vid extrae del suelo sulfatos que durante la fermentación son transformados en estos, eso sí, en dosis muy bajas.

El SO2 o anhídrido sulfuroso actúa como antioxidante y antiséptico, es decir, protege de la oxidación, y esto es imprescindible  para que el vino no entren en acción más bacterias acéticas que necesitan del oxígeno para au metabolismo, y protege frente a levaduras indeseadas y bacterias que pueden producir olores y sabores desqgradablesen el vino.

Los niveles máximos de adición están controlados (son, por ejemplo, mucho más bajos que los de las frutas secas, gambas, etc..)

Hoy en día, muchos productores buscan la mínima adición de sulfuroso al vino, sobre todo, los pequeños productores que apuestan por elaboraciones muy cuidadas buscando la  máxima calidad y la expresión varietal y del terroir sin maquillajes, trabajando la viña de manera sostenible y respetuosa.

Algunos productores optan por elaborar vinos con 0 adición de sulfuroso, son los llamados “vinos naturales”, y aunque tiene sus riesgos, algunos logran ganarle la partida a la oxidación y a las bacterias, y conseguir verdaderas joyas líquidas, aunque la longevidad de sus vinos no está asegurada, o será más corta que en vinos con adición de sulfuroso.

Sin duda, dentro nuestra filosofía, de nuestra búsqueda de la autenticidad y de elaboraciones muy cuidadas, siempre optamos por vinos mínimamente intervenidos, de elaboradores que cuidan el viñedo de manera sostenible, que solo utilizan para sus vinos uvas de máxima calidad, y que utilizan bajas dosis de SO2.

Can Sumoi Sumoll-Garnatxa

Sapientia Verdejo
Safrá
Bruma Marín
Brezo Mencia

¡Salud!, y buen domingo (vino en mano)

Related Posts

Deja una respuesta